Fin de la Esclavitud

Alzando la voz

Ticvá y Palát

Hoy iniciamos una serie de reflexiones en torno a un tema y más que un tema, el grave y polémico problema de "trata de personas".

Con esta serie de reflexiones deseamos "Alzar y ser la Voz" de aquellos que no pueden hacerlo. Y ¿en qué sentido la alzamos?, en el sentido de protesta, reclamo, ayuda y libertad. Protesta porque es hora de que la sociedad entienda que no es normal vivir sin darnos cuenta que hay personas que están sufriendo lo indecible por esta nueva forma de esclavitud; la trata de personas. Reclamo porque si bien se están tomando acciones las mismas no parecen ser suficientes para combatir, denunciar y castigar a los tratantes. Ayuda porque creemos firmemente que hay mucho potencial en la sociedad tanto en la población como en las instituciones para crear, organizar y brindar la ayuda necesaria para disminuir en lo más posible este aberrante problema. Y libertad porque en este siglo hay mucho más gente de la que podemos imaginar presa de algún tipo de esclavitud; sea sexual, laboral, entre otras.

En esta ocasión deseamos reflexionar sobre aspectos generales de la nueva forma de esclavitud, la bien conocida "trata de personas". En subsecuentes reflexiones estaremos tomando aspectos relacionados con la trata de personas. Como son; la pornografía, la pornografía infantil, de jóvenes, y mujeres.

De acuerdo con la definición de Palermo la trata de personas es "la captación, transporte, traslado, acogida y recepción de personas, recurriendo a la amenaza o al uso de la fuerza u otras formas de coacción o al rapto al engaño, al abuso, de poder de una situación de vulnerabilidad o a la concesión o recepción de pagos o beneficios para obtener el consentimiento de una persona que tenga autoridad sobre otra con fines de explotación. Esa explotación incluirá cómo mínimo, la explotación de la prostitución ajena u otras formas de explotación sexual, los trabajos o servicios forzados, la esclavitud o las prácticas análogas a la esclavitud, la servidumbre o la extracción de órganos". (1)

Esto, es una realidad que observamos casi todos los días, basta mirar las páginas de los diarios o los noticieros para darnos cuenta que constantemente desaparecen niños, niñas y jóvenes. Creemos que debemos de hacer hincapié, una y otra vez, sobre la alarmante proporción en las cifras respecto del número de personas desaparecidas en nuestro país, y que de algún modo son convertidos en esclavos. De esta manera, tenemos que en el 2010 el delito de explotación sexual ocupo el tercer lugar a nivel mundial. Las ganancias ascienden a 32 mil millones de dólares anuales por la trata de personas y la explotación sexual (2).

Las Victimas niños (as), adolescente,(mujeres y hombres)

Una característica de esta forma de esclavitud es que utiliza a personas con alto grado de vulnerabilidad como son los niños, los adolescentes (mujeres y hombres); razón por la cual consideramos que esta forma de esclavitud es aberrante hoy día. Demasiado injusto es saber que aprovechando la poca fuerza en sentido físico y moral de un niño o un adolescente, el tratante no sólo los rapte sino que además los obligue hacer cosas en contra de su voluntad y sus derechos. Otro aspecto es que en muchos casos los niños y niñas son obligados a ello por necesidades económicas que viven las familias.

Problema social, familiar, de salud

¿Por qué es un problema social?, porque trastoca la unidad familiar, a las instancias sociales, y las leyes. Un niño o niña que es arrancado de sus padres y de su familia crea no solo un vació familiar, además experimenta problemas de adaptación social para quién ha sido marcado por la violencia y el maltrato.

De salud porque el daño que reciben las víctimas es más que un daño físico, también son dañados psicológicos y emocionales. El rescate no es por lo tanto únicamente físico, libertad de su captor, tratantes, violadores, etc. También el rescate es sobre y hacia la persona misma, esto es, emociones, autoestima. La recuperación de la autoestima personal es difícil y lleva tiempo de terapias psicológicas, consejería, etc. Planteado de esta manera podemos observar que se convierte en un problema de salud.

¿Qué hacer?

Se ha descrito líneas arriba lo que está sucediendo con la trata de persona hoy día. Y la gran interrogante que se antoja pensar es ¿qué hacemos, cómo le hacemos para disminuir este problema?

Ciertamente hay muchas personas interesadas en el problema, pero hay una gran distancia entre estar interesado y actuar. Deseamos destacar y agradecer el interés y participación de las OSC, movimientos sociales y grupos de interés que se manifiestan en marchas, concentraciones, desplegados, tanto en prensa, Televisión, como Internet y otros medios; sin embargo creemos que aún esto no es suficiente. Es necesario crear un interés y compromiso real y auténtico de trabajo por esta causa.

Anteriormente se comentó que la población vulnerable niños (as) y mujeres, de estrato social y económico bajo; razón por la cual se debe redoblar esfuerzos de trabajo para este sector. Específicamente se considera de imperiosa y urgente la prevención a esta población. Hoy día la OSC "Fin de la esclavitud" ha impartido cursos, y talleres de prevención a adolescentes, docentes, padres de familia. En lo que va de este año 2016 se ha informado a 1480 personas.

El desafío es grande y difícil de realizar, sin embargo se cree que entre más personas abracen el desafío y sientan dolor por aquellos que están viviendo en carne propia esta forma de esclavitud, se podrá dar un paso más. Es decir, llegar a más y más personas, previniéndolas de esto.

Es importante tomar conciencia de esta problemática, las cifras sobre la trata de personas y la pornografía son reales, y si no hacemos nada irán en aumento cada vez más rápidamente. Asunto de conciencia sí, asunto de compromiso también, problema que atañe a todos, debiera ser; por ello consideramos que sí al menos una persona en cada familia estuviera involucrado en ayudar, podría ser una batalla más igualitaria. De otra manera la mayoría esta del bando equivocado, y solo una minoría está no solo dispuesta sino también comprometida. Ojala que el silencio de los que no pueden hablar sea la voz, los ojos y las manos de la gran mayoría que está aún libre.

Sabemos que la educación es el medio más importante para el cambio en este país. Con base en lo que decía Benjamín F. "Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo". Te invitamos a involucrarte en la labor que como A.C realizamos, escríbenos a

contacto@findelaesclavitud.org

Referencias

  1. Diagnóstico Nacional de trata de personas www.proyectoesperanza.org/home/definicion-de-trata
  2. Comisión Nacional de Derechos humanos. http://www.cndh.org.mx/Trata_de_Personas
Donativos Súmate al esfuerzo por conseguir la libertad Aquí

Solicita tu comprobante fiscal